Comunidad Cristiana de
Iglesia Getsemani

1711 Solano Ave. Vallejo, CA 94590

Reflexiones Post New Entry

Todos enfrentamos tormentas. Mateo 7:24-29

Posted by Iglesia Getsemaní on October 18, 2010 at 2:02 PM

El Señor Jesucristo después de su sermón dio a conocer a sus oyentes una anécdota de dos hombres que estaban construyendo el uno uso la Roca como fundamento y el otro uso la arena como fundamento.

Las dos casas eran iguales, el mismo estilo, los mismos colores, la misma cantidad de cuartos y las dos tenían la misma dirección y el mismo tipo de jardín.

Pero había algo diferente en las dos casas, una tenía fundamento y la otra estaba sin fundamento.

Jesús dice que las dos casas fueron puestas a prueba por los elementos el agua, los ríos y el viento golpearon las dos casas, la que estaba fundada en la Roca prevaleció, y la que estaba en la arena fue destruida.

Este ejemplo habla de dos tipos de personas los que escuchan la palabra de Dios y los que la rechazan.

Si aceptamos la invitación de Jesús y escuchamos y recibimos la palabra de Dios tendremos la vida eterna.

Si rechazamos la invitación de Jesús y su palabra por seguro que tendremos destrucción eterna

Estoy seguro que todos queremos construir cosas que duren, como lo es la familia, el matrimonio, amistades, empresas y aun nuestra propia vida que tiene que ver con nuestra fe.

Pero lo que determinara la duración es si la hemos fundado sobre la roca que es Jesucristo.

Hay cosas que son vitales para nosotros y queremos que duren, pero que de nuestra vida, donde pasaremos la eternidad.

Jesús nos habla de un juicio: él dice que si edificamos sobre arena sufriremos una gran ruina que habla del costo de haber rechazado a Jesús y su palabra. El hombre que edifico sobre la arena es considerado como una persona necia.

Jesús también dice que el que escucha su palabra y la recibe es comparado a un hombre sabio que edifico su casa sobre la Roca.

Los elementos del tiempo golpearon contra la casa pero la casa se mantuvo porque estaba fundada sobre la Roca.

La pregunta en esta mañana es: ¿Dónde está fundada tu vida, tu familia, tu matrimonio o tu fe?

Si está fundada sobre la Roca hay esperanza para ti.

Pero si está fundada en algo más que no sea Jesús lo siento pero lo que te espera es la ruina y la destrucción.

Jesús está hablando de edificar nuestra vida en Jesús, de edificarnos en la Roca

Cada vez miramos personas en la iglesia que nos vemos iguales, cantamos las mismas alabanzas, cargamos las mismas biblias, nos vemos iguales pero lo cierto es que en cada uno hay algo diferente.

Algunos estamos fundado nuestra vida sobre la Roca y otros la estamos fundado sobre arena.

Como fundar nuestra vida sobre la Roca.

Fundemos nuestra vida en la realidad de Jesucristo.

El cristianismo que Jesús esta predicando es totalmente diferente al que muchos estamos viviendo

Muchos estamos viviendo un cristianismo raquítico y medio ocre, un cristianismo sin evidencia y sin fruto.

El cristianismo del que Jesús habla en el sernos del monte no es un cristianismo superficial sino un cristianismo radical de convicción y conversión.

Habla de tomar una decisión, de hacer un compromiso con el y decidirnos de una vez por todas a entrar a su reino y aceptar su gobierno y sus leyes.

Jesús habla de ser cristianos auténticos, cristianos d corazón, que entendamos que seguir a Jesús habla de pagar un costo y este costo es dejarlo todo por seguir a Jesús,

Edificar la casa sobre la Roca habla de un costo, habla de esfuerzo y sacrificio, habla de determinación y dirección.

Muchos quieren seguir a Jesús pero sin que les cueste nada.

En el Mat.7:22 Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros?

23 Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, hacedores de maldad.

*Jesús habla de falsos creyentes: En tu nombre predicamos, hicimos milagros y echamos fuera demonios.

Pero que es lo que Jesús responderá: Nunca os conocí hacedores de maldad.

*Habla de falsos profetas

En los evangelios Jesús nos habla que si queremos seguirlo tendremos que pagar un precio pero que también ese precio cambiara nuestra vida por toda la eternidad.

*Jesús en este sermón hablo de dos puertas, una estrecha y que son pocos los que la hayan y la otra ancha.

*También hablo de dos caminos el camino estrecho y el camino ancho que son muchos los que caminan por él.

Cuando se trata de seguir a Jesús no hay camino en medio de los dos no hay cristianos neutros, o somos o no somos, tibios o calientes, o entramos en la puesta estrecha, o nos metemos en la puerta ancha, o somos con él o somos contra él.

Jesús dijo: el que no es conmigo desparrama.

O lo seguimos a él o hacemos lo mismo que hizo el joven rico o los discípulos que ya no andaban con Jesús. Esto habla de hacer real a Jesús en nuestras vidas.

En muchos matrimonios no se mira Jesús, no hay señal de una vida fundada en Jesucristo, en muchos cristianos no hay señal de Jesús en sus vidas, no hay frutos, no hay valores, sus prioridades son algo más que el cristianismo.

Cuál es la diferencia de los cristianos del primer siglo a los cristianos de nuestros días. Ellos no tenían los recursos y la tecnología que nosotros tenemos hoy en día y el impacto que hacían era poderosa.

Porque Vivian sus vidas como sal y como la luz del mundo, siempre buscaban la manera de influencias a otros para Cristo.

Pero muchos de los cristianos de estos días lo que somos es malas influencias, tinieblas en vez de luz, salados en vez de sal.

Ellos se congregaban todos los días, dedicaban tiempo a la oración y al ayuno, estudiaban y meditaban en la palabra de Dios, convivían con el pueblo de Dios, no eran egoístas.

Mat.7:20 Así que, por sus frutos los conoceréis

• Los frutos es la evidencia que somos de Cristo.

1Jn.4:15 Todo aquel que confiese que Jesús es el Hijo de Dios, Dios permanece en él, y él en Dios.

16 Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él.

• Confesamos que Jesucristo es nuestro Señor y Salvador.

1Jn.3:9 Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios.

El que es nacido de Dios no practica el pecado esto no habla de que no vamos a pecar sino de vivir haciendo lo malo como los que viven sin Cristo.

Esto no habla de que somos perfectos y que nunca vamos a pecar, sino que pecamos pero tan pronto como pecamos reconocemos nuestra falta y le pedimos perdón a Dios y seguimos buscando hacer su voluntad y no la nuestra.

Cuando pecamos hay consecuencias, viene la disciplina de Dios, por Dios al hijo que ama lo disciplina así como nosotros disciplinamos a nuestros hijos.

Dios no disciplina a los que no son sus hijos, el disciplina a sus hijos y si nosotros no sentimos remordimiento cuando pecamos y no buscamos la reconciliación con nuestro Padre estamos construyendo nuestra vida sobre la arena.

• Amamos a nuestros hermanos en Cristo.

1Jn.5:1 Todo aquel que cree que Jesús es el Cristo, es nacido de Dios; y todo aquel que ama al que engendró, ama también al que ha sido engendrado por él.

Un cristiano verdadero le gusta tener comunión con sus hermanos no se a isla de sus hermanos.

Es vital y esencial para nuestra salud espiritual convivir con el pueblo de Dios.

Es importante crecer juntos en el Señor para que seamos una familia poderosa, el ser cristiano es más que escuchar sermones es el convivir los unos con los otros.

Es importante adorar juntos, participar juntos, trabajar juntos, celebrar juntos y comer juntos es importante compartir los unos con los otros nuestros frutos y dones espirituales.

El libro de Heb. No dejes de congregaos como muchos tienen por costumbre.

Si no tienes amor por el pueblo de Dios estas edificando tu vida sobre arena.

Seamos fieles consistentes en nuestra iglesia, esto es una señal que estamos fundados sobre la Roca.

• Guardamos sus mandamientos.

1Jn.2:5 pero el que guarda su palabra, en éste verdaderamente el amor de Dios se ha perfeccionado; por esto sabemos que estamos en él.

Jn.8:31 Dijo entonces Jesús a los judíos que habían creído en él: Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos;

Amamos la palabra de Dios y la guardamos en nuestro corazón, es triste ver cuántos cristianos somos irreverentes y desinteresados por la palabra de Dios.

Cuando deben de estar escuchando la palabra de Dios, están platicando, están haciendo otras cosas menos escuchar la palabra de Dios. Estos son malos ejemplos para los recién convertidos y para los que en verdad quieren escuchar y aprender la palabra de Dios.

Estas personas están fundando su vida en emociones, en actividades o en obras que es lo mismo que edificar su vida en la arena.

El cristiano verdadero le da el lugar que la palabra de Dios se merece, está atento a la voz de Dios y del que la ensena.

Pero es triste mirar cristianos que no se preocupan por aprender la palabra de Dios que cuando se les pregunta no saben que responder, saben de todo menos de la palabra de Dios.

Edificar nuestra vida en la Roca es guardar la palabra de Dios.

Es importante conocer nuestro fundamento, esto es lo más importante cuando vamos a edificar.

Si no usamos los elementos correctos cuando la prueba venga sufriremos grande ruina.

Lc.6:46 ¿Por qué me llamáis, Señor, Señor, y no hacéis lo que yo digo?

47 Todo aquel que viene a mí, y oye mis palabras y las hace, os indicaré a quién es semejante.

48 Semejante es al hombre que al edificar una casa, cavó y ahondó y puso el fundamento sobre la roca; y cuando vino una inundación, el río dio con ímpetu contra aquella casa, pero no la pudo mover, porque estaba fundada sobre la roca.

49 Mas el que oyó y no hizo, semejante es al hombre que edificó su casa sobre tierra, sin fundamento; contra la cual el río dio con ímpetu, y luego cayó, y fue grande la ruina de aquella casa.

Si tenemos el fundamento correcto tendremos estabilidad, recordemos que las tormentas o los vientos no avisan cuando llegan, sino que vienen de repente y así será el resultado cuando lleguen si estamos en la roca que es Jesucristo por seguro que estaremos firmes.

Las tormentas son las que revelan la realidad de la cualidad de fe que una persona mantiene.

Tu fe en Jesucristo será probada, tu matrimonio será probado y cuando esos vientos comiencen a soplar y aprobar tu vida entonces serás probado donde está tu fe fundada, si está en la Roca o está en la arena.

Construyamos nuestra vida en la eternidad.

Construyamos nuestra vida en Jesucristo la vida es pasajera, es corta pero en Cristo es eterna.

La vida es como neblina, como el vapor, lo cierto es que pasaremos más días en la eternidad que aquí en la tierra.

Pero la pregunta: ¿es donde en la eternidad? Es triste y lamentable que gente que han estado en la iglesia y que han conocido a Jesús vivan como que si esta vida fuera todo.

Esta establecido que el hombre muera una vez y después de esto el juicio. Tú y yo hemos sido creados para vivir una vida en la eternidad con Jesús.

La vida en la tierra nos ofrece mucho que escoger, pero una vida en la eternidad solo hay dos cosas que escoger, una vida con Cristo o una vida sin Cristo. Todas las decisiones que hacemos en esta vida, vienen a estas dos decisiones vivir una vida fundada en la Roca que determina una vida en la eternidad con Jesucristo. O una vida en la tierra viviendo como queramos y sin fundamento que será el castigo eterno.

Que es lo que estamos esperando un día de estos nuestro corazón dejara de palpitar, que más nos puede ofrecer esta vida, que mas hay que probar si ya no hay nada más.

Un día de estos nuestro cerebro dejara de funcionar y nos vamos a encontrar en la eternidad y si nuestra vida a estado fundada en la popularidad, en las cosas materiales, en las relaciones familiares que es la arena nos encontraremos en el infierno separados de Dios por toda la eternidad.

Aun si has fundado tu vida en una religión de obras muertas que también es arena tu destrucción será grande estarás enfrentando la eternidad sin Cristo y sin esperanza.

Recuerda que tu vida que gozas hoy en día solo es una preparación para la eternidad, entrega tu vida a lo que en verdad vale la pena, rinde tu vida a Cristo, funda tu casa sobre la Roca.

1Jn.2:17 Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.

Categories: None

Post a Comment

Oops!

Oops, you forgot something.

Oops!

The words you entered did not match the given text. Please try again.

You must be a member to comment on this page. Sign In or Register

0 Comments